El regreso de la línea de comando

Me gusta mucho el título de ese conocido artículo sobre la historia de las interfases en los sistemas operativos: En el principio era la línea de comando sobre todo porque me remonta a una época que se siente casi prehistórica en la que la única forma de operar una computadora era tecleándole instrucciones de texto en una consola de comandos. Los que son cavernícolas informáticos como yo, seguro que recuerdan con un poco de nostalgia ese tiempo de pantallas anaranjadas y floppys de cinco y media.

Ahora, me parece que después de haber quedado relegado a la caja de herramientas de los programadores, sysadmins y otras especies de geeks, el resurgimiento de la interfase de línea de comandos (CLI, en adelante) es inevitable. ¿Será posible que en pleno 2007, en plena época del Ajax y del efectismo escriptaculoso acabemos usando algo asi como un CLI 2.0? Yo creo que sí.

Ya hace dos años que salió YubNub, una aplicación ( programada en 24 horas en un concurso de Rails ) cuyo tagline es Una linea de comando (social) para la web. Si bien YubNub nunca llegó al mainstream, el concepto es interesante: acceder a diversos servicios web por medio de una serie de comandos= que además podían ser creados y compartidos por los usuarios. En mi humilde opinión, la lata de estar yendo a YubNub fue lo que hizo que el servicio no haya despegado completamente.

Pero este concepto de controlar nuestras aplicaciones—que se van mudando poco a poco al web—por medio de simples (o no tanto) comandos de texto existe tambien en otros servicios. En Backpack, por ejemplo, puedes postear por medio de email o SMS usando comandos como todo>> para crear listas de cosas por hacer o note>> para crear notas. Acá hay un interesante video, aunque algo viejo, de Backpack siendo controlado desde el escritorio con Quicksilver

Pero hacía falta algo más accesible que una caja de texto, más interactivo que un email y más inmediato que un SMS. Aqui es donde entra la mensajería instantanea.

La semana pasada (creo, no recuerdo exactamente), salió Imified, un servicio que convierte tu cliente de IM en una línea de comandos para controlar las aplicaciones 2.0 más populares. Con instrucciones muy simples imified permite al mismo tiempo actualizar tu Basecamp, programar pendientes en RememberTheMilk, agendar citas en tu Google Calendar y hasta postear en tu blog.

Otro ejemplo, menos publicitado pero seguramente más utilizado por la gente normal es esa nueva adicción llamada Twitter. Además de notificarte en tu IM lo que están haciendo tus contactos en el momento mismo que actualizan, Twitter tambien te permite postear desde ahi mismo. Pero como si eso fuera poco, tambien te permite realizar prácticamente todas las operaciones de las que es capaz con simples comandos.

¿Quieres recibir las idioteces que escribo? Escribe follow soska, ¿Quieres llamar mi atención? nudge soska, ¿Te cansaste de enterarte lo que voy a comer diario? el poder está en tus dedos: leave soska.

Ahora, creo que eso es apenas el principio. Estoy seguro que pronto veremos algo tipo Quicksilver o Launchy que servirá para controlar por comandos casi cualquier servicio web.

Imaginenese: Al presionar Alt+Space aparece una estilizada caja de texto en la que tecleas algo tipo $> mininova download "heroes" -last y que la magia suceda.

Se vende Odeo y otras obviedades.

Que interesante es la historia de Evan Williams. El tipo creo la plataforma gratuita de blogging más popular y la vendió en una millonada a Google.

Despues de trabajar ahí un rato, decidió fundar su propia empresa. ¿Que era la siguientea gran cosa despues de los blogs? La respuesta parecía obvia: Los podcasts. Así que Ev buscó financiamiento y fundó Odeo: un directorio y plataforma de publicación de podcasts. Desafortunadamente Odeo no fue lo que muchos esperaban, tardó mucho en desarrollarse y si a eso le sumamos que los podcasts no han sido la revolución que muchos esperaban el asunto nunca despegó.

Luego sacó un experimento social con una premisa un tanto boba: Dile a tus amigos lo que estás haciendo en todo momento. Y resultó que esta idea boba era mucho más parecido a The next big thing que el mismo Odeo. Y lo que empezó siendo twittr y en un subdominio de odeo se cambió de nombre y se mudó a su propio dominio formal: twitter.com.

Luego Evan, junto con unos amigos, fundó Obvious, le pagó a los inversionistas de Odeo Inc. y se compró Odeo y Twitter pa el solito.

Ahora, están vendiendo Odeo porque quieren enfocarse completamente a Twitter. Irónoico ¿No creen? Que vendan su producto principal para impulsar el experimento bobo. Y más irónico me parece que hayan elegido Obvious para nombrar su compañía.

Al parecer, en internet no hay en realidad nada obvio.

P.D. mi perfil en twitter es http://twitter.com/soska.

MySpace México

MySpace México

Igual son viejas noticias pero yo me acabo de enterar que mySpace acaba de lanzar una versión localizada para México. La verdad que no me lo esperaba.

Aunque este año me dió hueva hacer predicciones, pero de haberlo hecho ésta hubiera sido una: “Veremos muchos sitios internacionales haciendo versiones en español y para latinoamerica”. En general siempre pienso que a estas alturas todo mundo debería saber—por lo menos—inglés, pero aun así me gusta la idea de que se tumben las barreras del idioma.

Sin embargo me pregunto si a los fans de éste servicio aca en México les irá a gustar tanto esta democratización.

Es que después de observar las hordas de adolescentes fans del MySpace, según yo—siendo clasistas hasta la madre como somos—lo cool del servicio radica en que no entraba la peluza de las escuelas públicas sino puro niño bien de colegio privado que sabe inglés desde jardín de niños.

Haciendo que lacuerda.net apeste menos con jQuery.

Probablemente una de las cosas en las que más disfruto perder el tiempo cuando estoy en mi casa es abrir el repositorio de tablaturas de lacuerda.net (antes atame) e intentar tocar en mi guitarra algunas canciones.

La cuerda es sin duda el sitio de tablaturas en español más popular y es el que tiene más canciones disponibles lo que lo hace la opción defacto para esas tardes de ocio, pero la usabilidad del sitio es—por dejarselas barata—un asco. De entre las cosas más desesperantes que tiene es que en algun momento alguien decidió ponerse retro, regresar a 1999 y remplazar todos los urls de las tablaturas por algo tipo href="javascript:j('alla_en_el_rancho_grande',2)" que llama a una función que redirige al usuario a la url correcta.

Imagino que lo hicieron porque quieren asegurarse de que ningún listillo ande por ahí viendo tablaturas con el javascript deshabilitado ya que entonces no habría manera de obligarlos a ver esos molestosy obtrusivos pop-ups de mercado libre.

Pero bueno, hay que combatir fuego con fuego y javascript con javascript.

Gracias a un tutorial de John Resig y a la super-increíble recién-descubierta-por-mi librería jQuery hice un bookmarklet que regresa todos esos hrefs a urls comunes y corrientes.

Pa instalar el bookmarklet arrastren a su barra de vinculos el siguiente link—> Estúpido WordPress quien sabe qué hace que no puedo poner el link del bookmarklet. Argh que frustración. Quien lo quiera probar, va a tener que crear un nuevo bookmark y pegar en la dirección el siguiente codigo:

javascript:var%20s=document.createElement('script');s.setAttribute('src',%20'http://jquery.com/src/jquery-latest.js');document.body.appendChild(s);s.onload=function(){$("td a[@href*='javascript']").each(function(){a=this.href;s=a.substr(14,(a.length-4-14));n=a.substr(a.length-2,1);this.href=((n==1)?location+s+'.shtml':url=location+s+'-'+n+'.shtml').replace('busca.php','tabs/');})};void(s);

No lo he probado, pero debería funcionar en todos los navegadores. Y si tengo tiempo, este fin de semana lo adapto a un script de Greasemonkey que de paso nos libre de los asquerosos pop-ups de mercado libre

Ah y por si a alguien le interesa, aca el codigo de la función pa que vean que bonito es jQuery:

$("td a[@href*='javascript']").each(
  function(){
	  a=this.href;
		sn=a.substr(14,(a.length-4-14));
		num=a.substr(a.length-2,1);
		if (num==1) url=location+sn+'.shtml'; else url=location+sn+'-'+num+'.shtml';
		this.href=url;
  }
)

P.D. No puede ser que me haya tomado más tiempo intentar—sin exito—postear el bookmarklet que crearlo. Ya recordé porque odiaba WP.

PHP, Rails, Km31, 24, Heroes, Café internet y otros pensamientos inconexos.

Pregunta: ¿Que haces cuando tienes muchas ideas para tu blog pero no hallas la forma correcta—o el tiempo—para plasmarlas? Respuesta: Las pones todas en un mismo post.

Primero, Tengo que decir que ya estoy cansado de que cada que se habla de un framework MVC inspirado en rails—como CakePHP—hecho en PHP alguien tiene que salir a decir algo tipo —Eso no es posible, por que el mismo David Heinemer Hanson intentó en un principio crear rails en PHP y se dió cuenta que no se podía—. ¿Que significa eso para mí? Simple y llanamente que Larry E. Masters—desarrollador en jefe de Cake—es mejor programador que DHH.

Para celebrar que tenemos una constitución vieja y llena de remiendas me fui el lunes pasado a ver Kilometro 31 una pelicula mexicana de terror que prometía bastante. El veredicto: buena fotografía, buena producción de audio, muy buenos efectos especiales y actuaciones irregulares. Es obvio que no va a ganar ningún premio, pero es por lo menos tan buena—o tan mala, según se vea—que The Ring 2 o The Grudge. El guión está del nabo pero la producción es muy buena.

O sea que ya tenemos a los maquillístas… ahora sólo hay que conseguir a los guionístas.

Acabo de ver los últimos capitulos de 24 y de Heroes. Wow. No sé cual me gustó más, estoy enganchadísimo con ambas series. Por cierto que vi avances de los próximos capítulos de Lost y se ve de hueva… más pan con lo mismo.

Si hay algo que me irrita más qué la gente diga página cuando quieren decir sitio de internet es que lo digan unos tipos que casi se venden como los papás del internet en México ( y tengo la sospecha que tambien dicen internet cuando quieren decir web). ¿Quieren saber a que me refiero? Chequen el nuevo podcast de Frecuencia Cero llamado Café Internet.

Bueno es todo. Este post campechaneado me gustó... de hecho, sí no les molesta demasiado el formato, creo que repetiré el ejercicio.