Lanzandose al vacío I: ¿Por qué o para qué quiero ser freelancer?

¿Por qué o para qué quiero ser freelancer?

La respuesta parece obvia a simple vista:
—Pos para trabajar en calzones desde mi casa y a la hora que se me pegue la gana.

Sin embargo, en la práctica uno debe tener consideraciones mucho más profundas que eso antes de decidirse por una vida de trabajador independiente. La primera cosa que debes tomar en cuenta es tu situación actual: ¿Tienes un fabuloso empleo que te satisface no sólo económicamente sino personalmente? ¿Además de ganar muy bien llevas una vida laboral satisfactoria con tus superiores, tus compañeros de oficina y con tus clientes? ¿Eres un diputado mexicano que se presenta una vez al mes solo a cobrar su cheque? En estos casos ni le muevas.

Volverse freelancer es como saltar al vacío sin paracaídas. En los mejores casos es como saltar al vacío con una sombrilla y envueltos en espuma de poliuretano. En una palabra, no es seguro.

Personalmente, me tomó 7 años decidirme a dar el salto. Durante ese tiempo trabajé en el área de diseño de una enorme imprenta comercial que a su vez era una productora de cuadernos y útiles escolares que a su vez hacía productos naturistas y que a su vez hacía cajas y packaging diverso. No me pagaban muy bien (en realidad me pagaban muy mal), pero era un sueldo seguro. Y durante los primeros 4 años la pasé muy bien y sentía que estaba aprendiendo y preparándome para algo mejor. Durante los siguientes 2 años mi felicidad fue decreciendo paulatinamente hasta llegar al punto donde ya no soportaba levantarme por la mañana para ir a trabajar. Entonces salté.

Hubo momentos muy difíciles durante los primeros meses en los que incluso me desesperé y hasta añoraba la seguridad de mi antiguo y aburrido trabajo. Sin embargo, cuando me daba cuenta de la libertad de la que estaba disfrutando y de que todo ese esfuerzo lo estaba invirtiendo en mí y en algo mío toda duda se disipaba.

Así que volviendo a la pregunta inicial: ¿Por qué querrías tu volverte freelancer? Posibles respuestas:


  • Porque tu situación actual no te llena del todo.

  • Porque quieres tener control sobre tu destino.

  • Porque quieres construir para tí mismo y no para alguien más.

  • Porque te gustan los retos.

  • Porque este es el momento para intentarlo no dentro de 5 o 20 años.

  • Porque sabes que puedes.